domingo, 16 de janeiro de 2011

Idas


En una noche tibia de verano, mi corazón me dijo:

- Voy. Sin embargo regreso a un rato.


Hace 4 años que lo espero.





No se puede confiar en su propio corazón.

Nenhum comentário:

Postar um comentário

Cuéntame.