quarta-feira, 29 de dezembro de 2010

2011


Carcarradas de niño aún y siempre me sacan sonrisas.


(Aún) Río fuerte y mucho.


(Aún) Lloro mucho en toda Nochevieja.


Besos siguen siendo los mejores medicamentos que existen.


Gente lista me aburre.


Tener dinero es bueno. Dejar que sea él quién manda en tu vida, es malo. No está bien.


Familia es lo más cerca que conozco de ángeles y protección.


Baño de lluvia me quita las suciedades del alma y siempre me deja con una sonrisa grandota en la cara(a veces me deja con fiebre también).


No me gusta móvil(celular).


Tengo cuenta en Facebook, Blogger, Gmail(2), Hotmail, Yahoo, Twitter, IG e otras 5 comerciales.


Enamorarse es una de las mejores cosas de la vida.


Frío en el estómago no siempre es hambre.


Ir a un lugar a dónde no conoces a nadie y nadie te conoce espanta cualquier síntoma de depresión.


Sigo siendo mi mejor compañía.


Ningún Chef en el mundo supera la comida de mi mamá.


Lirios son mis flores preferidas.


Tengo un árbol de pitanga en mi casa. Y de acerola. Y de carambola.


Comida italiana y vino son las mejores entradas para una noche de amor.


Jugo de limón, jengibre y agua de coco es “agua de la vida” en lo que se refiere a resaca.


Chocolate es mágico. Hace con que te tornes una pelota.


Reclamamos de los políticos, pero somos nosotros quiénes los han puesto allá.


Reclamamos de la violencia, pero echamos la responsabilidad en los políticos. Nos rechazamos como SOCIEDAD.


Reclamamos de la falta de educación ajena y no somos educados tampoco con nosotros.


Hablo mientras estoy sola.


Cocinar me hace bien.


Trabajos manuales me descansan.


Viajar renueva a mis energías.


Danza del vientre es lo que no me deja loca.


Leer me da ganas de ser escritora.


Mis amigos son mi más bella inspiración. Incluso los que se van.


Creo mucho en el principio de las cosas.




¡2011 será el mejor año de todos!

2011 será o melhor ano de todos!!

2011 will be the best year at all!!

segunda-feira, 27 de dezembro de 2010

El nuevo que llega

Fin de año es época de “regresar” y ver las cosas buenas y malas del año que se acaba.


O no.



A mi no me gusta esta añoranza o a veces tristeza que siempre se queda en el aire en épocas así. Añoranzas por las alegrías que tuvimos y tristezas por las cosas malas que nos sucedieron durante el año.


Prefiero acordarme del nuevo que llega. Del nuevo que siempre llega.


Los nuevos viajes que vendrán. La nueva edad que llega junto al año que comienza de nuevo. Los miles de textos que serán publicados. Las personas que llegarán y ocuparán un lugar especial en mi vida. Los nuevos amores que se hacen especiales. El nuevo tiempo que es sólo mío.



Todo nuevo.



De nuevo.



¡BIENVENIDO 2011!

Sé feliz y haznos felices.



sábado, 25 de dezembro de 2010

Quisiera yo


Quisiera yo ser la dueña del libre arbitrio ajeno para hacer con que todos te amen de la manera que debe serlo.


Quisiera yo tener el poder de hacer un mundo sólo para ti. De la manera que lo mereces: Sin dolor, sin sufrimiento, sin guerras(externas e internas), sin penas, tan sólo perfecto.


Quisiera yo hacer con que el mundo te conozca y así siendo todos te admiren así como lo hago yo.


Quisiera yo volver en el tiempo y todo el amor que les di a los otros dártelo sólamente a ti.


Quisiera yo que tuvieras tú toda la fuerza necesaria para que cada que te intenten hacerte daño, sepas que nada pueden contra ti.


Quisiera yo que supieras que los corazones, así como los huesos, al final siempre sanan. Siempre.


Quisiera yo saber a dónde y cómo caminar todos los caminos para enseñarte el tuyo sin incertidumbres y sin miedo.


Quisiera yo saber cómo hacerte feliz. Y si lo supieras, hacerlo todos los días. Darte dosis diarias de sonrisas y alegrías.


Quisiera yo tener el don de omnipotencia, todo el poder del mundo para convertirlo en felicidades para ti.


Son muchas las cosas que queremos, pero no siempre podemos tenerlas. A veces tenemos tan sólo palabras para regarlárselas a uno.




Aunque... pensándolo bien: SIEMPRE TENEMOS Y TENDREMOS A LOS QUE NOS QUIEREN.



terça-feira, 21 de dezembro de 2010

Para él


Me moría un poco a cada una de sus aventuras. Sabía de todas y cada una de ellas(aventuras y mujeres). A cada noche que pasaba sola o con los recuerdos de si en la cama. Y asimismo nada hacía. No le cobraba fidelidad. Me había olvidado de muchas cosas, incluso de lo que era respecto. Asimismo seguía.


Cuando él se fue de su casa abrigándose en una relación destinada a la nada, olvidándose de que no se puede huir de si mismo, yo lo esperé. En mi rincón. Observándolo de reojo.


Él regresó. Años después. Quise pensar que era por mí o para mí. Dulce ilusión ésa la que el amor nos hace creer que “las cosas se arreglan por si mismas”.


No se arreglan.


Todo exige mucho de nosotros. Exacto: 1º personal del plural. Dos o más personas.


Amarlo no es suficiente. A veces pienso que sí, sin embargo me acuerdo que también quiero un trocito de su amor. A su manera. Pero lo quiero. Lo necesito.


También yo intenté engañarme estando en relaciones efímeras a dónde el vacío de su ausencia era rellenado por el vacío de la cama al despertarme sola después de sentir el peso de otro cuerpo sobre el mío anoche.


A veces tenía ganas de sexo sin amor. Con él nunca pude tenerlo porque lo amaba. Lo amé. Lo amo.


¿Me escuchas?


Te hablo.


Te amo.


¿Qué solías decirme entre los años 2000 a 2004? No estoy listo, muñeca.


Yo te pregunto hoy: ¿Cuándo lo estamos?


Pagamos fortunas en títulos universitarios que a la hora de lograr un empleo es lo que somos lo que es nuestro diferencial. Leemos y hablamos con nuestros amigos sobre relacionamientos para que podamos hacer lo mejor en lo nuestro. Y siempre nos rompen o rompimos el corazón de alguien.


Nadie está listo. Nunca.


Aprendemos a cada nueva mirada. A cada respiración (o falta de ella). A cada inspiración.


Todos los días perdemos células y ganamos experiencia.




Todos los días, mi amor, me pierdo de mí misma para encontrarme en ti.





Foto: Abstrato

Autor: Roberto Faria

Página: Olhares

segunda-feira, 20 de dezembro de 2010

Pequeños milagros


Personalmente a mi no me gusta mucho esta época del año.


Mucho se escucha de la boca de las personas: prosperidad, felicidad, paz, amor, humanidad, bondad… en fin, palabras que son típicas de este período y se quedan olvidadas después del día 1º de enero hasta la próxima Navidad.


En ésta época generalmente reciben:


- Sus aguinaldos;


- Una tarjeta de agradecimiento por todo lo que hicieron durante el año por la empresa (aunque los de la empresa les jodió a cada minuto del año);


- Uno u otro regalo de otras empresas.


Y la felicidad se resume a esto. Tan sólo esto. La falsa felicidad.


Amargada. Puede que sea. El sin fe o el cansacio de ver cómo las personas se engañan diciéndose a si mismas:


- El próximo año todo será diferente.


Lo dicen y siguen haciéndolo a todo exactamente igual a los años anteriores esperando obtener resultado distinto del que ya conocemos.


La humanidad sigue siendo loca…


Hasta que escucho a una niña de 3 años, ojos más vivos que la propia vida, hablando a su mamá sobre las luces que han puesto en una de las plazas de mi ciudad:



- Mamáááááááááááááááááá… han bajado todas las estrellas del cielo para ponérselas aquí.



Cosas así me da ganas de creer en la humanidad.

terça-feira, 14 de dezembro de 2010

Regalo


Me gustaría hacerles un cumplido a los de Los Correos Brasileños.


Todos los años miles de niños, generalmente niños pobres, le escriben a Santa Claus y entregan sus cartas en Los Correos, diciéndolo qué les gustaría de regalo de Navidad.


Piden cosas tan sencillas como: Una barra de chocolate, una muñeca para mi hermana de dos años, etc.


Este año, juntamente a una empresa de publicidad, han hecho una campaña enorme para que quiénes quieran y puedan, adopten a una carta y así pasa a ser madrina o padrino de un(a) niño(a).


Escanearon a todas las cartas y las publicaron en una página. TODAS han sido adoptadas.


Yo adopté a una carta.


Lo que me hizo elegirla como afijada fue su carta. “Me” pedio algo tan sencillo: Materiales de estudio (cuadernos, lápices, bolígrafo, etc.).


Dijo que todos los años siempre estudia aprovechando lo que sobró de su hermana del año anterior y, como mínimo, tan sólo una vez quisiera tener el suyo. Nuevo.



“Eu só sei que confio na moça e na moça eu ponho a força da fé.”

(...)


Se ha roto el ciclo de que todos los años son siempre iguales.




Santa Claus existe. Por lo menos para una niña de 9 años.

segunda-feira, 13 de dezembro de 2010

Preguntas complicadas, respuestas sencillas


¿Qué es perder a un corazón?


Bueno, personalmente creo que debe ser una intervención cirúrgica un poco complicada porque los médicos tienen que librarse de piel, músculos, huesos, arterias, venas, sacarlo de adentro y tirarlo a la basura. Y si no es un trasplante, uno se muere.




¿Qué es morirse de amor?


Es amar tanto y tan intensamente a una persona a punto de odiarse a si mismo. Es tenerlo(la) en adoración a punto de anularse. Vivir a la sombra de uno. Es insano. No es sano. Enfermedad.


domingo, 12 de dezembro de 2010

Buenas compañías

No es siempre que tenemos como compañía personas tan especiales como: Eduardo Galeano, Mario Benedetti y José Saramago.


Han hablado de amores, guerras, personas, el Ser Humano, no ser humano, política.




Si uno piensa en la nada que lo precedió
no puede evitar un desasosiego que nos va cortando tajadas de vida
no es fácil concebir dónde estarán los insomnios
las lágrimas los goces
todo eso que estuvo en nuestras manos
y que creímos era para siempre
al fin comprendimos que la eternidad era una rendija entre dos sombras
todo se va pero no siempre vuelve” (…)


Mario Benedetti



"Al ofrecerse para ayudar el ciego, el hombre que luego robó el coche no tenía, en aquel preciso momento, ninguna intención malévola, muy al contrario, lo que hizo no fue más que obedecer a aquellos sentimientos de generosidad y altruismo que son, como todo el mundo sabe, dos de las mejores características del género humano, que pueden hallarse, incluso, en delincuentes más empedernidos que este," (...)


José Saramago



“Escrito en un muro de Montevideo: Nada en vano. Todo en vino.

También en Montevideo: Las Vírgenes tienen muchas Navidades, pero ninguna Nochebuena.

En Buenos Aires: Tengo ambre. Ya me comí la h.

También en Buenos Aires: ¡Resucitaremos aunque nos cueste la vida!

En Quito: Cuando teníamos todas las respuestas, nos cambiaron las preguntas.

En México; Salario mínimo al Presidente, para que vea lo que se siente.

En Lima: No queremos sobrevivir. Queremos vivir.

En La Habana: Todo se puede bailar.

En Río de Janeiro: Quien tiene miedo de vivir, no nace.”


Eduardo Galeano



Bonita semana tendremos todos.

quinta-feira, 9 de dezembro de 2010

Una mañana feliz en mi casa.


- DESPIÉRTATE. Son 8h de la mañana. Deberías estar a medio camino y todavía sigues en la cama. ¿No te vas al trabajo hoy?


- ¿Es una opción?


- No pierdes el sarcasmo tampoco a la hora que te despiertas. ¡Impresionante!


- Madre… en serio. No me quiero ir.


- Ya. Por cierto, no contesté a tu pregunta: NO ES UNA OPCIÓN.


- El sarcasmo, por lo que veo, es herencia.


- Anda. Ve a la ducha mientras te preparo el desayuno.



5 minutos después (un récord considerando que hablamos de Liliane)



- Madre… ¿a dónde está mi vestido marrón con detalle en flores?


- ¿Cuál?


- Marrón con detalle en flores… es el único que tengo así.


- No lo sé. En tu guarda ropa, probablemente.


- No. No está.


- Pero… no sé de cuál se trata.



5 minutos después de decirle todo el histórico del vestido(fiestas, cuando me lo compré, etc…)



- Ahhhhhhhhhhhhh… ése. No sé a dónde está.


-


- Ponte aquél otro.


- ¿Cuál otro, Madre?


- El azul.


- Tengo 3 vestidos azules…


- El más hermoso.


- Madre… ¿cuál?


- No importa.


-


- Ponte el negro.


- Hace mucho calor.


- Pero es sin mangas y trabajas todo el día con el aire acondicionado preso.


- Sí, pero, no. No tengo humor para ponerme en negro hoy.


- Ponte uno de los rojos.


- Tampoco.



15 minutos después seguía mirándolo al guarda ropa.



- Estás atrasada.


- ¡Gracias por la información!


- ¿Y todavía me dices que no tienes humor para ponerte en negro hoy? Ya.


- Madre…


- Ponte el verde.


- Nop.


- El rosa con detalle en azul.


- Nop.


- El amarillo y negro.


- No. No.



Más 5 minutos de silencio e indecisión.



- Vete desnuda.


- No lo puedo. No a la oficina. Pero, lo puedo si me voy de vuelta a mi cama.


- Vete a la puta madre que te parió que…


- Ehhhhhhhhh… quién me parió... fuiste tú.


- ...




Total que me puse pantalones tipo vaquero y una camiseta blanca, llegué a la oficina media hora después de mi horario normal, sigo intentando imaginar a dónde está mi vestido marrón y mi madre no coge mis llamadas.




Y ésta fue más una mañana feliz en mi casa.


terça-feira, 7 de dezembro de 2010

Cosas que sólo Hostel Terra Extremus hace por tí


Imposible dejar de comentar sucesos del viaje. Imposible. Además si uno se queda alojado en el Hostel Terra Extremus.


Era un viernes. Habíamos acordado de quedarnos (casi) todos en el Hostel porque era la graduación de Nico y para festejar, nos tomaríamos unas cervezas y whisky y vodka y vino y gasolina que por si caso.


El Hostel estaba con su capacidad máxima de personas. Un grupo de porristas y sus entrenadores estaban alojados este día y se veía “aburricentes” en todos los rincones.


Bueno, estaba yo junto a otras tres personas amigas en la cocina, obviamente cocinando, mientras los otros amigos estaban en el área común del Hostel que, por casualidad, está delante de la puerta de la cocina.


A un momento de esta noche feliz, de pronto empezamos a escuchar un sonido como que de una llave que se abre o una ducha. Pero, era un sonido mucho más fuerte que el común y lo escuchamos al mismo tiempo en que la luz de la sala que está al lado de la cocina se enciende.



Pausa para aclaración: La sala de al lado es la bodega. Hay un hueco en la pared entre la cocina y la bodega que es, creo yo, por lo de ventilación. Es que en la bodega no hay ventana.



La lógica(mía, claro, que no conozco a todo Hostel) fue hacer conexión entre el sonido de agua a alguien que abriera la llave en la bodega. Todos los otros, incluso los Staffs del Hostel, estaban de acuerdo conmigo.


Hasta que Alex, uno de ellos, decidió preguntarles a sus compañeros:


- ¿Desde hace cuándo hay llave en la bodega?



Total que 7 personas en la cocina mirando al hueco en la pared, la luz encendida/presa, admirándola, su belleza, su brillo, en éxtasis, casi en nirvana, casi en un orgasmo… mientras nuestros pies se empapaban del agua que salía de la tubería abajo del fregadero. EN LA COCINA.


Cuando nos dimos cuenta de lo qué pasaba fue lo mejor. El diálogo y actuaciones que siguen son lo más cercano del ridículamente aceptable que he visto nunca:


Nicolás (el graduando) a gritos de desespero:


- Dieeeeeeeeeeeeeeego… cierra la llave general del agua.


Diego (el colombiano más guapo que conozco… de hecho es el único que conozco… jejejeje…) que en este momento estaba en la recepción y de nada sabía, no le hizo caso a Nico.


Nico (desesperado escalera arriba gritando):


- DIEEEEEEEEEEEEEEEEEEEGO… CIERRA LA LLAVE GENERAL DEL AGUA.


Diego (tranquilamente y asomándose a la ventana): Pero, ¿qué pasa?



Aquí hay otra pausa porque es la explicación que Nico le dio a Diego y como Nico, además de chileno, habla muy rápido no entendí absolutamente nada qué dijo.



Lo que se vio enseguida:


a) Diego corriendo a cerrar la llave general.


b) Uno de los entrenadores de los(as) porristas lleno de espuma por todo el cuerpo, de toalla (la propia visión del infierno… terrible… tendré diez años de terapia para olvidarme de esto) en la recepción buscando informaciones sobre el por qué no había agua.


c) Cuatro personas en la cocina, dos escobas, un pano de suelo intentando contener el agua.


d) Nicolás, escalera abajo, gritando por Alejandra(la hace todo del Hostel) y ella, que se había juntado a nosotros hacía poco tiempo y todavía no se había enterado de la tubería rota, diciéndonos, muy contenta:


- Oye… ¡Qué contento se ve Nico por lo de su graduación!


e) Rodrigo, el administrador del Hostel, llegando 1 hora después, cascándose la cabeza, con cara de “WTF”, preguntándole a Ale:


- ¿A quién llamamos, Ale?



f) Horas después, todos nosotros en el área común del Hostel, borrachos, contándonos esta misma historia una y otra vez, meándonos de risa TODAS Y CADA UNA de las veces que la historia era contada.


Resumiéndolo: Una de las noches más divertidas de mi vida.


¡AMO MUCHO A TODAS ESTAS PERSONAS!


¡DE MONTÓN!


A los chicos, a Ale, a Dudu… han hecho con que mi viaje fuera muy especial.


¡MUCHAS GRACIAS, AMORES!


segunda-feira, 6 de dezembro de 2010

Perfección


Me desperté temprano. Tuve tiempo de ducharme sin prisa. El tráfico estaba tranquilo. Llegue 20 minutos antes en mi trabajo. El día sigue así: Perfecto.

Hoy me desperté con una felicidad que no es mía. Intensa. Casi, casi palpable.


Sabía que hoy te vería.




Foto: Ventana

Autora: Yo, Liliane Moreira. :-)

sexta-feira, 3 de dezembro de 2010

Delirios de una loca... por ti.


A mi me gusta escribir sobre SAUDADE.


Saudade.


Echar de menos a alguien o algo.


Extrañar a alguien o algo.


Te escribo.


Me borro.


Hace calor.


No te gusta calor.


Sólo el de mi piel sobre la tuya.


Sólo de los besos que nos dimos.


Primero día de trabajo.


Olvido.


Recuerdo.


Me acuerdo.


Escribo porque es un entreno.


Nada hace sentido.


Tampoco esto.


Tampoco nosotros.


Ni siquiera mis manos en tu espalda.


Un día me fui yo.


Un día más que se fue.


Siempre nos quedan recuerdos.


Una noche que se hizo eterna.


Fue especial simplemente porque existías tú.



Dentro de mí.




Foto: Ruero

segunda-feira, 29 de novembro de 2010

Cositas

¿Escribir o no escribir? Duda... Duda... Duda...


Deuda.

quarta-feira, 17 de novembro de 2010

Mi dinero

Mi dinero me sirve para muchas cosas.


Mi dinero me sirve para hacer con que esté en viaje a otros países. Que conozca a nuevas cosas y personas.


Mi dinero me sirve para que esté en los mejores restaurantes de estos países.


Mi dinero me sirve para que pueda beber de los mejores vinos de estas tierras.


Mi dinero me sirve para que tenga buenas ropas y zapatos. Cuantos quiera.


Mi dinero me sirve para que vaya a fiestas que quiera mucho estar en ellas.

Mi dinero me sirve para ayudar a los de mi familia. Darles a mis papás un poco más de comodidad en su vejez después de una vida dura de trabajo y sacrificios.


Mi dinero me sirve para ayudar a las otras personas que me necesitan y necesiten de mi ayuda. Principalmente los niños y ancianos.


Mi dinero me sirve para que compre medicamentos y pueda donarlos a personas que no pueden comprárselos.


Mi dinero me sirve para que pueda cuidarme. Mi piel. Mi cuerpo.


Mi dinero me sirve para comprar a todos los ibros que quiera. Tomar cuántos cafés quiera en la compañía de las personas que quiera. De las personas que me caen bien.


Mi dinero me sirve para muchas cosas.





Mi dinero jamás me sirvirá para vencer a una competición de vanidad. Además cuando la que intenta hacerlo es una qinceañera hija de su puta madre que conoce el precio de las cosas aunque, tal vez, jamás conocerá el valor de estas mismas cosas.

quarta-feira, 3 de novembro de 2010

Desde Chile

La primera publicación desde tierras extranjeras.

Siempre me dije a mi misma que el blog ése no se convertiría en diario de mi viaje aunque imposible es dejar de comentar una u otra cosa, en el caso, hay miles de cosas qué decir.

En una otra oportunidad.

quinta-feira, 21 de outubro de 2010

Hay mucha vida afuera

Llegué temprano, dejé mi coche a dos manzanas de distancia de mi oficina y en uno de estos momentos raros, no tuve que correr para alcanzarlo al reloj.


Caminé lentamente. Tuve tiempo de ver a las cosas. Ver a todo. Incluso de percibir que me saludaban.


En tan sólo dos manzanas: Es primavera. Olor de pan de queso. Olor de café. Perfume de mujer. Sonrisa de la señora que paseaba con su perro. “Buenos días” del señor de la banca de revistas. Pasos de un jubilado que seguramente hizo las paces con el tiempo. Gritos de los niños que estaban a camino(corriendo) hacia la escuela. Flores que se desplegaban de los árboles y nos regalaban un tapiz morado, rojo y amarillo. Olor de la lluvia en el aire. Paz de una existencia sencilla. El va y viene de los coches se veía más lentos que de los otros días.



Tal vez sea yo la que se ve diferente.

quarta-feira, 20 de outubro de 2010

Ser Médico

Dicen que es un don.


Dicen que es un sacerdocio.


En el primer caso es darle al destino mucha responsabilidad. Y en el según caso es algo totalmente sin sentido porque creo que es una de las profesiones que más pelean contra “Dios”.


Creo que es una elección. Una que se exige mucha responsabilidad. Una vida que cuida de otra vida. Un concepto romántico de algo que está lejos de serlo.


¿Se han dado cuenta de, en nuestro día a día, cómo exigimos de nosotros mismos? Necesitamos ser perfectos. Si nos equivocamos, muchas de las veces, sólamente nosotros nos punimos. ¿Y si tu médico se equivoca?


Tenemos la falsa idea de que son semidioses. La solución de todos los problemas. Incluso para la muerte.


Hablábamos, Jorge(amigo, médico y mi futuro marido) y yo, cierta vez y me dijo que es mucho común un médico escuchar de un paciente suyo: “Lucharemos juntos contra la muerte, Doctor.” Y que eso, de hecho, es el reflejo de lo que piensan qué es ser médico: “Omnipotente”. Jorge me dijo que un médico nunca lucha contra la muerte, lucha contra la enfermedad. La muerte es inevitable.


Pero, ¿qué es ser médico?


En e principio, en el comienzo de la universidad, es luchar contra el propio sueño cuando uno de los profesores les pide la reseña de 10 capítulos para el día siguiente.


Es estudiar 15, 16 horas al día para recordarse de todos los nombres científicos y síntomas de todas las enfermedades que han asolado la humanidad desde el principio de los tiempos.


Es saber los nombres de todos los músculos, tendones, niervos y extensiones de nuestro cuerpo en tan sólo mirarnos.


Es pasar 5, 6 años sin saber cómo es su familia.


Es pasar días y días de un hospital hacia otro en residencia médica, en condiciones sub humanas para atendimiento y asimismo ser el que cura todo y nunca se equivoca.


Es encontrar equilibrio entre sueldos irrisorios que exigen más horas de trabajo y entre bacterias y virus cada vez más resistentes que exigen más horas de estudios.



El Ser Humano es muy complicado porque ser humano no es una de las tareas más fáciles de la vida. Creo que al final, ser médico es ser “paciente”.